Líneas Estratégicas

La Fundación FELIPE RINALDI ha establecido 4 áreas de trabajo bajo las que se enmarca el trabajo de la organización:

  1. Área cooperación Sur
  2. Área educación desarrollo, sensibilización e incidencia política
  3. Área comunicación y formación
  4. Área sostenibilidad económica

 

Dentro de cada área, las líneas y objetivos estratégicos trazados se centran en la ejecución de iniciativas que permitan llevar a cabo nuestra misión.

L.E. 1.- Promoción de las condiciones para satisfacción de las necesidades humanas básicas.

Directamente vinculada con la definición de desarrollo humano nuestra primera línea de trabajo se centra en acompañar procesos que favorezcan oportunidades y recursos para el desarrollo de las personas, comenzando por lo más básico en condiciones de igualdad, respeto y visión de futuro.

En cada país y según el contexto nuestras contrapartes y otras organizaciones aliadas[1] nos han ido mostrando la mejor forma de abordar los objetivos más prioritarios y juntas hemos podido afianzar líneas-país que los abordan.

L.E. 2.- Promoción del acceso a recursos económicos y productivos

En esta línea trabajamos para que el acceso real de los productores/as a los recursos generados se produzca en condiciones justas y de equidad, con modelos económicos que promuevan mejoras para el entorno y la comunidad, incidiendo en valores solidarios, potenciando las alternativas de producción junto con un comercio sostenible y fomentando la organización más allá del individualismo a través de iniciativas como las cooperativas agrícolas donde no existan jerarquías de poder.

L.E.3.- Educación para el desarrollo y sensibilización

La ED hace referencia a un proceso que pretende generar una conciencia crítica sobre la realidad mundial, facilitar herramientas para la participación y la transformación social en claves de justicia y solidaridad. La sensibilización aporta en  este proceso con acciones más puntuales.

En esta línea y dada la coyuntura económica nos parece especialmente importante incidir en aquellas iniciativas que apoyen modelos económicos alternativos no excluyentes y equitativos.

Para el desarrollo de nuestro trabajo son fundamentales las alianzas estratégicas y el trabajo en red con organizaciones expertas en el ámbito.

L.E. 4.- Incidencia política 

Definimos incidencia política como el conjunto de acciones encaminadas a colocar temas en la agenda política pública, consiguiendo que se plasmen finalmente en políticas concretas en los términos deseados.

Promovemos el cambio de actitudes sociales de diferentes actores, lo que implica el fortalecimiento de nuestras aliadas en el Sur y trabajar en red en el Norte para generar los impactos deseados. 

L.E. 5.- Mejora de los canales de comunicación y coordinación 

A través de la comunicación externa queremos dar a conocer nuestro trabajo, apostando por la utilización de Internet, los espacios de participación de los que formamos parte, nuestros aliados/as estratégicos y agentes legitimados.

Continuamos fortaleciendo la comunicación interna a través de procesos más fluidos que potencien la participación efectiva de las personas que conforman la Fundación, junta directiva, comisiones y equipo contratado.

L.E. 6.- Integración y formación del equipo contratado, junta y comisiones 

Una entidad como la nuestra se mueve por la vinculación de las personas que la empujan. Integrar a todas ellas, con sus diferentes atribuciones para que se encuentren en un ambiente idóneo, cómodo y definido ha sido uno de los objetivos. En un momento en que la cooperación es cambiante, consideramos fundamental profundizar a lo interno, fortaleciendo las competencias estratégicas y promoviendo la vinculación de las personas a nuestra misión/visión. A nivel de formación en temas externos deberemos adelantarnos sin perder de vista el contexto actual, donde la sociedad civil tiene cada vez más que aportar y donde las líneas de los donantes son cada vez más definidas, Declaración de París, ACCRA etc.

L.E. 7.- Sostenibilidad económica 

Los principios de esta línea son el control, la eficacia, la eficiencia y la transparencia en todas nuestras acciones, todos ellos bajo la premisa de una política de inversiones acorde con nuestros fines sociales. Esta buena gestión es transversal en cualquier actuación.

A nivel de nuestros recursos en Navarra se tenderá no sólo al incremento de excedentes, que generarán una mayor autonomía de las administraciones públicas y la posibilidad de realizar acciones de mayor impacto, sino también a un compromiso de transparencia y coherencia con nuestros objetivos sociales. 

Ante la importancia de modelos económicos alternativos se potenciarán las inversiones que contribuyan o promocionen el desarrollo sostenible, la mejora de la calidad de vida de las personas y el respeto del medio ambiente o bien hacia inversiones en productos y servicios financieros responsables, con el fin de financiar exclusivamente proyectos, empresas y organizaciones que crean un valor añadido de tipo cultural, medioambiental y social; productos que promuevan las inversiones socialmente responsables que ayuden a mejorar el cambio climático, promuevan el desarrollo sostenible, la banca ética, la agricultura ecológica, las energías renovables, las organizaciones sociales, la educación, el comercio justo o el arte.

Nos marcamos como objetivo la diversificación de financiadores, por lo que se tratará de consolidar y ampliar las alternativas de financiación pública, en equilibrio con la financiación propia.

L.E. 8.- Gestión por resultados 

Tras varios años de andadura llega el momento de consolidar de forma transversal la evaluación y la sistematización de nuestras experiencias, de manera que se favorezca un proceso donde las lecciones aprendidas nos permitan implementar mejoras. Esta concepción implica ir más allá de la mera ejecución de actividades y nos plantea el reto de visualizar nuestro día a día en base a resultados.

L.E. 9.- Igualdad de género y la sostenibilidad ambiental.

El trabajo en género ya comenzó a desarrollarse en años precedentes incorporando actividades de formación específica; no obstante valoramos que debe consolidarse e incorporarse a todos los niveles en la organización. El objetivo es seguir profundizando, institucionalizando el proceso en una política de género que recoja lo positivo realizado y potencie una reflexión sobre lo que es deseable que mejore.

Respecto a la sostenibilidad ambiental el nivel de desarrollo es menor por lo que nos centraremos en el proceso previo de formación e incorporación paulatina en la institución, apoyándonos en guiones ya elaborados por organizaciones expertas en el tema.

Nuestro Plan Estratégico

Nuestra Politica de Género

[1] Del Sur y del Norte como en el caso de los Consorcios con otras organizaciones.